Mostrando entradas con la etiqueta deseos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta deseos. Mostrar todas las entradas

viernes, 8 de septiembre de 2017

Buenas noches. Lo que veo / 2



Decíamos ayer que la razón, que aporta argumentos, está en horas bajas y que, en cambio, importan más, a la hora de conocer y de actuar, otras instancias, como los sentimientos, las emociones, los deseos o las apetencias.

Recordaba yo esto hace algún tiempo cuando observaba la reacción más frecuente en nuestra sociedad cuando se da un lamentable caso de violencia de género. Afortunadamente sigue habiendo entre nosotros algo de sensibilidad para condenar estos casos y para situarnos en contra de maltratos, asesinatos y demás actos inhumanos derivados del machismo que tiñe las estructuras de nuestra convivencia. Y digo 'algo' de sensibilidad porque las reacciones suelen ser tibias, nada multitudinarias y como si a la mayoría de los ciudadanos y ciudadanas no les afectara demasiado la cuestión.

Lo que no entiendo es el criterio que se sigue cuando se juzgan estos actos y cuando se reacciona frente a ellos. La solidaridad con las víctimas y el lamento público por estos hechos me parecen muy importantes, pero creo que lo sería aún más si insistiéramos con fuerza en la condena del machista que realiza estos actos violentos, que explicáramos a la sociedad por qué no se debe actuar así, que analizáramos los indicios que barruntan la existencia de un machista cerca de nosotros y que cada vez que se emite una sentencia que condene a un machista, se dé a conocer y se divulgue el nombre del individuo que ha actuado de manera tan brutal. Me parece que en nuestra manera actual de reaccionar hay una maniobra muy peligrosa y que, en el fondo, le hace el juego a los machistas. Se trata de un incomprensible cambio de protagonismo. Quien verdaderamente causa un acto de violencia de género, quien debe ser señalado por la sociedad y quien merece que concentre nuestra repulsa y nuestra crítica es el machista. Él es el protagonista. Pero, en lugar de esto, se le da absurdamente el protagonismo a las víctimas, se publican sus nombres, nos lamentamos por su desgracia, nos solidarizamos con ellas, damos rienda suelta a nuestros sentimientos de compasión, rabia, miedo o ira y seguimos dejando sin explicar racionalmente qué es lo que ha ocurrido, qué cuidados hay que tener con ciertos hombres y qué es lo que puede mover a estos a actuar como lo hacen. Me imagino a los machistas contemplando orgullosos el espectáculo, sintiéndose cada vez más fuertes, porque nadie lucha eficazmente contra ellos y porque todos desviamos la mirada, y sin entender nada de por qué ni sus comportamientos ni sus ideas pueden calificarse como humanos.

El resumen de la situación me parece que es algo así como que lo sentimos mucho, que lloramos mucho la desgracia, pero que no analizamos nada y que luego nos vamos olvidando pronto del caso, porque el mundo va a toda velocidad y en seguida aparece una novedad que nos llama más la atención. Engrandecemos sentimentalmente a las víctimas y nos centramos en ellas, con lo que el machista queda a salvo de cualquier crítica. Pero con mucho sentimiento y con poca racionalidad no creo que podamos establecer una estrategia eficaz en la lucha contra el machismo, que es lo que en la realidad está ocurriendo.

Buenas noches.


viernes, 19 de agosto de 2016

Buenas noches. Entender



Alguien no entiende algo porque lo que le cuentan no está claro o porque sus prejuicios, sus intereses, sus deseos y sus necesidades le imposibilitan para entender cualquier cosa que sea distinta de sus prejuicios, de sus intereses, de sus deseos y de sus necesidades.

Buenas noches.

jueves, 26 de mayo de 2016

Buenas noches. Digestión




Si te dejas dentro tus problemas, tus dudas, tus sentimientos, tus deseos, tus afectos, tus preocupaciones y tus sufrimientos, tendrás que hacer una dura y difícil digestión de todo ello. 

Lamentablemente, es posible que tu cuerpo lo acuse. 

Suéltalo. Es más sano. Siempre tendrás a alguien que te escuche. 

Buenas noches.

domingo, 27 de diciembre de 2015

Buenas noches. Aspiraciones




No tengo ninguna aspiración a nada, ningún deseo, ninguna meta que azote mi mente, salvo una: quiero ser yo en mi mundo. 

Creo que he elegido la más difícil de todas. 

Buenas noches.

sábado, 2 de mayo de 2015

Buenas noches. Estética



Hay ocasiones en las que la estética se cruza en el camino con los sentimientos, con las carencias, con los deseos, con los miedos y con las tradiciones y da lugar a una experiencia hueca, a la nada bellamente revestida de elementos absurdos. 

Buenas noches.


domingo, 22 de febrero de 2015

Buenas noches. Esperanza




La esperanza ¿se apoya en algo más que en un deseo? 

¿En qué se apoya la esperanza? 

Buenas noches.

jueves, 1 de enero de 2015

A vivir el nuevo año



Lo mejor de la noche de fin de año es que saca de nosotros lo más noble que tenemos: el querer lo mejor para los demás, los buenos deseos que nos hacen imaginar un mundo deseable y vivible. 
Pero ahora ya ha llegado el año nuevo. Ya estamos todos como hace un par de días. Ahora lo que hay que hacer es construir esos deseos, ayudar a los otros a que se cumpla todo aquello que les hemos deseado. 
Porque la realización de los deseos no cae del cielo, como la lluvia, sino que hay que construirla, trabajarla, crearla. Ahora es cuando empieza eso de la vida nueva, si es que queríamos de verdad una vida nueva.
Suerte. Buenos días.

viernes, 7 de marzo de 2014

Buenas noches. Lo que soy




Soy los alimentos que como, los sentimientos que me trago, los odios que almaceno, los deseos que cumplo, las frustraciones que mastico, los placeres que disfruto, las insatisfacciones que regurgito, la vida que vivo y la muerte ante la que cedo. Debería adelgazar. Buenas noches.

viernes, 7 de febrero de 2014

Buenas noches. Virtuales





Nuestros besos son virtuales, pero son besos. Nuestros abrazos también son virtuales, pero son abrazos. Lo mismo ocurre con nuestros deseos, que son virtuales, pero que son deseos y, además, sinceros. Y nuestras conversaciones virtuales también son conversaciones. Y nuestras risas. Y nuestras lágrimas. Y nuestros consuelos. Y nuestros detalles. Y nuestras alegrías. Y nuestro cariño. Y nuestra amistad. Somos amigos virtuales, pero somos amigos. ¿O no? Buenas noches.

miércoles, 23 de octubre de 2013

Buenos días. El saludo





Decir 'buenos días' no es, ni mucho menos, cumplir con ningún rito que certifique una buena educación. Dar los buenos días es querer tener un detalle cariñoso con las personas que conocemos y que forman nuestro mundo. Es la muestra de lo mejor que puede ofrecer el ser humano: un buen deseo, el deseo de que el día sea bueno para la persona a la que se saluda. Creo que hay que huir de los ritos fríos, de las costumbres heredadas sin más y llenar de vida las pequeñas y las grandes cosas que hacemos. Buenos días, pero de verdad y con cariño.

domingo, 29 de septiembre de 2013

Buenas noches. El manantial





Hay un lugar dentro de ti en el que confluyen tus actitudes, tus ideas, tus deseos y tus valores. Ese lugar es la mente, aunque los malabaristas del lenguaje le llaman el alma, el espíritu o algo por el estilo.

En ese lugar hay una fuente de la que manan tus palabras, tus gestos, tus sonrisas, tus actos, tus amores, tus odios y tus indiferencias.

En toda tu trayectoria hasta convertirte en un ser humano, lo único que tienes que hacer es procurar que todo lo que salga de ese manantial sea limpio, generoso, solidario, bueno y, a ser posible, bello. Buenas noches.

martes, 21 de mayo de 2013

Buenas noches. La belleza de los deseos





Una persona noble es aquella que no tiene malicia ni en lo que piensa, ni en lo que dice ni en lo que hace, que siempre te cree, sin dudar de tu intención, y que procura que se dé lo mejor para todos y en todas las circunstancias. Una persona noble tiene deseos nobles, generosos y que intentan conseguir el bien de todos. Imagínate por un momento que en tu mundo todos fueran nobles, todos desearan de verdad el bien de todos y que todos intentaran hacerlo real. Creo que no sólo la bondad, sino también la belleza que surgiría de un grupo de personas así serían estremecedoras. Hay veces en las que uno no puede conseguir que sea real lo que quiere, pero al menos queda el deseo noble, la buena voluntad como la base humana de la vida buena.

La noche es el jardín por donde vuelan los deseos. Los buenos deseos nos construyen como personas buenas. Antes de que te abandones en el país de los sueños, deséale lo mejor a todas las personas a las que quieres. Y mañana, si es posible, intenta que esos deseos se conviertan en realidad. Duerme en esa nube cálida que forman los buenos deseos y descansa mucho. Buenas noches.

viernes, 3 de mayo de 2013

Buenos días. El monstruo




Internet es un monstruo lleno de cabezas, en las que hay ideas, deseos y esperanzas, y por cuyas venas corre sangre generosa. También hay otras cosas, pero son spam. Buenos días.

lunes, 11 de marzo de 2013

Buenos días. Deseos



Esto del 'Buenos días' no es un protocolo ni una costumbre, sino un pararse a pensar en los amigos y desearles que el día sea bueno. Vamos, es un detalle de buena humanidad. Luego, hay que montárselo para que el día salga bueno, y eso ya es más difícil. He tenido unas pesadillas muy pesadas esta noche que me han hecho levantarme con la mente necesitada de aire fresco, así que me voy a ir a la calle. Hay un museo en Madrid, el Reina Sofía, que abre los lunes y me lo voy a ver de arriba a abajo, si se deja o si al final me apetece. Hoy necesito no pensar demasiado. A ver si hay suerte. Buenos días.