Mostrando entradas con la etiqueta invierno. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta invierno. Mostrar todas las entradas

viernes, 30 de diciembre de 2016

Buenos días. Bellezas


Hay bellezas, como las del invierno, que prefiero verlas en vídeo. 

Buenos días.


jueves, 17 de noviembre de 2016

Buenas noches. Esperanza


Si no hay más remedio que elegir entre dos asuntos que no me gustan, prefiero el invierno al otoño. Al menos, tiene cerca la esperanza de la primavera. 

Buenas noches.



domingo, 17 de mayo de 2015

domingo, 8 de febrero de 2015

Buenas noches. Utopías




Las utopías son como la primavera, que nunca acaba de llegar, pero que su espera te hace andar con más alegría por el invierno. 

Buenas noches.

viernes, 10 de octubre de 2014

Buenas noches. Instalación




Cuando ahí fuera llegue el invierno, quizás tenga que instalarme aquí dentro el verano. 

Buenas noches.

martes, 15 de julio de 2014

lunes, 18 de noviembre de 2013

Buenas noches. Otoño





Lo más admirable del otoño es la belleza con la que deja paso al invierno. Lo hace con un espectáculo de luz, de color, de movimiento, de ritmo. No todos los humanos actúan así. Buenas noches.

domingo, 17 de marzo de 2013

Buenos días. Sol




Estoy ya hasta arriba de lluvia, nubes, fríos y demás tristezas meteorológicas. Necesito expandirme bajo un sol que se note, quitarme ropas de encima y poder sudar a chorreones con sólo salir a la calle. El invierno me tiene ya harto, muy harto. El mayor peligro que tiene este clima aborrecible es que con enorme facilidad el invierno meteorológico se convierte en invierno vital y terminas quedándote en casa, o vas encogido por la vida, o vas de resfriado en resfriado, o se te enfrían la moral y las ganas de vivir o, si la cosa se pone fea, terminas confundiendo el ser con el mero estar (en casa, claro). Necesito con urgencia una dosis bien grande de verano o, en su defecto, de primavera echada para adelante. Mientras tanto habrá que hacer el tremendo esfuerzo, excesivo ya a estas alturas, de sobreponerse y mirar lo bueno que haya por ahí. A ver si hay suerte. Buenos días.