Mostrando entradas con la etiqueta intensidad. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta intensidad. Mostrar todas las entradas

domingo, 13 de agosto de 2017

Buenas noches. Vivir




Vivir. 
Mejor que vivir es tener ganas de vivir. 
Mejor que tener ganas de vivir es querer tener ganas de vivir. 
Mejor que querer tener ganas de vivir es sentir la urgencia de vivir. 
Mejor que sentir la urgencia de vivir es vivir profundamente, intensamente. 
Y mejor aún es querer que el día de mañana vivamos aún más profundamente, más intensamente. 
Y, así, siempre. 

Buenas noches.

sábado, 12 de agosto de 2017

Buenas noches. Ejes




Y vamos avanzando. Uno quiere ir despacio, pero la vida se empeña en que los días transcurran a una velocidad excesiva, muchas veces superior a la que nuestra conciencia es capaz de digerir. Hay una dictadura sin remedio, que, a veces, resulta gratificante y, a veces, nos parece insoportable. Es la dictadura del tiempo. Saber que todo se acabará me aporta una especie de urgencia por vivir, por vivir intensamente cada día, por valorar cada instante, cada situación que se me presente. Cada momento no puede ser un tiempo muerto, una vivencia similar a la de tantos días iguales, sino la ocasión para hacer reales y vivos, en la medida de lo posible, los valores en los que creo. 

La vida tiene dos ejes. Uno, horizontal, el de la extensión, el del avance del tiempo, el de la trayectoria personal e inexorable que empezó un día y que acabará otro. Otro, vertical, el de la intensidad, el que nos hace reír y llorar, estar alegres o tristes, ser generosos o egoístas, solidarios o individualistas. Me parece más importante el eje vertical e intento situarme en él con la cota más alta posible. Mientras pueda. Y mientras sepa. 

Buenas noches.

sábado, 1 de julio de 2017

Buenos días. Intensidad



¿Y si intentásemos vivir con un poco más de intensidad, haciendo las cosas un poco mejor, con más cariño, dando más tiempo, procurando llegar más al fondo de las cosas, expresándonos más, escuchándonos más, teniendo más en cuenta a los otros? 

Buenos días.


jueves, 23 de marzo de 2017

Buenos días. Osadía 62


Atrévete a vivir cada día con la misma intensidad que si fuera el último. 

Buenos días.


jueves, 26 de enero de 2017

Buenas noches. Pasos



Echemos un paso atrás para poder ver la vida con perspectiva. Andemos un paso adelante para vivirla con intensidad. 

Buenas noches.

viernes, 25 de noviembre de 2016

Buenos días. Intensidad


Un minuto, vivido intensamente, dura más de un minuto, pero para tu propio tiempo significará menos de un minuto. 

Buenos días.


viernes, 7 de octubre de 2016

Buenos días. Intensidad



Creo que es preferible la intensidad en cada día que una eternidad imprevisible. 

Buenos días.


sábado, 21 de mayo de 2016

Buenos días. Intensidad




Hay que vivir con intensidad, con toda la intensidad que se pueda. 

Si no, no tiene sentido la vida. 

Buenos días.

domingo, 24 de enero de 2016

Buenas noches. Lentitud



Hablaba con lentitud, como si cada palabra fuera pensada para la ocasión y fuera expuesta con el regalo de una solemnidad no pedida.

Escuchaba con lentitud, rodeando cada idea y cada palabra con el tiempo necesario para entender lo que el otro había querido decir y para que se sintiese respetado.

Amaba con lentitud, como si cada pequeño detalle o cada acto que saliera de su ser se encaminaran sin remedio hacia la eternidad.

Vivía con lentitud, como si quisiera saborear cada bocado de la vida, como si cada momento fuera único e irrepetible, como si cada instante supusiera el gran reto de vibrar con cada uno de los colores, de los sonidos, de las texturas, de los olores, de las caricias, de las alegrías y de las contradicciones de la vida. Vivía con la lentitud que le imponía su deseo de vivir la vida con la intensidad que requiere sumergirse en lo profundo de la existencia.

Buenas noches.


domingo, 29 de noviembre de 2015

Buenas noches. Ella




Quien no vive anestesiado, lo hace medio dormido, o temeroso, o procurando no arriesgar, por si acaso pierde, o dejándose llevar por la rutina, o transigiendo con el qué dirán, o muriéndose poco a poco sin que se note demasiado, pero ella, no. 

Ella no solo tiene ganas de vivir, sino que se ha propuesto descubrirle a la vida todos sus tesoros escondidos, todo su goce oculto, todo el misterio de lo desconocido, de lo nuevo, de lo que merece la pena probar. 

Ella quiere aprender, pero no quiere aprender cosas, de esas que sirven para ganar títulos. 

Ella quiere aprende a vivir, quiere aprender constantemente a estar viva. 

Aunque no lo dice, se le nota que lo que va buscando es que la vida le rebose, que la llene de intensidad, que le haga sentirse en plenitud. 

No es el caso de un ego que sólo se mire a sí mismo y que prescinda de los otros, porque se ofrece a las primeras de cambio para echar una mano en donde haga falta. 

No se para demasiado en las razones del pensamiento, porque para ella son más importantes las razones de la vida, que muchas veces no son razones, sino estímulos a los que ella responde positivamente si les valen para vivir. 

Ella es de esas personas cuyo aspecto externo oculta su gran valor, su mente creadora, su actitud engrandecedora, su sensibilidad vital. 

Ella no lo sabe, pero para algunas personas es un ejemplo de cómo estar en el mundo, un criterio a tener en cuenta cuando se les viene el mundo abajo o la pereza se les sube a todo el cuerpo. 

Ella está gloriosamente viva. 

Muy viva.

lunes, 5 de octubre de 2015

Buenas noches. Amor 1



Cada día hay que vivirlo. 
Si te vale el amor para vivir, tienes que hacer real el amor cada día.
Si crees que lo de ayer vale para hoy, tu vida perderá intensidad. Ama. 
Ama cada día. 
Alimenta cada día con tu amor a la persona amada. 
Buenas noches.


lunes, 25 de mayo de 2015

Buenas noches. Intensidad




Te das con lo que me das. Te desnudas con lo que me dices. Eres siendo la que no apareces, sino la que eres, sacando de dentro tus tesoros en silencio, pero con la intensidad que tú sabes darle a todo lo que haces. Buenas noches.

lunes, 11 de mayo de 2015

Buenos días. Preparación




La Naturaleza te ha preparado hoy un día espléndido para que lo vivas intensamente. 

No lo desperdicies. 

Buenos días.

sábado, 18 de abril de 2015

Buenos días. Desayuno sano




Lo más sano para desayunar es tomarnos una buena taza de optimismo, acompañada de unas estupendas ganas de ser cariñoso, unos deseos de vivirlo todo con intensidad, un repaso a las necesidades de quienes forman nuestro mundo, la intención de que sea un día pleno, el propósito de crecer y de hacer crecer a quienes te encuentres y un montón enorme de amor. 

Suerte. 

Buenos días.

jueves, 5 de febrero de 2015

Buenos días. Intensidad




La vida es muy corta, aunque los días son largos, a veces, demasiado largos. 

Hay que vivirlos todos con intensidad suficiente. 

No podemos perder ni un trozo de ellos. 

Buenos días.

viernes, 28 de noviembre de 2014

Buenos días. Vive




Laméntate el día que te quieras levantar y no tengas 24 horas por delante para vivir. Mientras tanto, vive, vive intensamente, vive todo lo intensamente que puedas, vive cono si fuera hoy el último día de tu vida. 

Buenos días.

jueves, 13 de noviembre de 2014

martes, 10 de junio de 2014

Buenas noches. Calidad



La vida es corta. Intenta que tus valores sean profundos, que tus experiencias sean intensas y que tus amores sean gratos. En la vida buena lo que importa no es la cantidad, sino la calidad. Buenas noches.

lunes, 19 de mayo de 2014

Buenos días. Hazlo bien




No tienes por qué hacer cosas raras. Haz lo de siempre, pero hazlo bien, con profesionalidad, con generosidad, con ganas de que te salga bien, con intensidad, procurando que quede contento quien recibe el fruto de tu acción. Sólo así la vida te compensará luego. Buenos días.

viernes, 4 de abril de 2014

Buenas noches. Inmortalidad e intensidad




La belleza siempre quiere quedarse quieta, no cambiar. Lo que busca la belleza es la inmortalidad. El amor, en cambio, quiere ir a más, quiere evolucionar. Lo que busca el amor es la intensidad. Buenas noches.