Mostrando entradas con la etiqueta aborto. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta aborto. Mostrar todas las entradas

martes, 14 de abril de 2015

Lo que veo cuando miro. La reforma de la ley del aborto



Esta tarde, en el Congreso de los Diputados, con el proyecto de reforma de la ley del aborto, el PP está dando una muestra más de su torpeza política creando un problema en donde no lo había y confirmando que no gobierna en favor de los ciudadanos, sino para dar satisfacción a los peculiares miembros de su partido, algunos de los cuales viven aún en la caverna, con la mente deformada y con sus riquezas como único y lamentable bien mostrable.

A ver si pronto desaparece esta ristra de incompetentes, partidistas, antipolíticos, inhumanos y antihumanos seres.


Buenas tardes.

sábado, 6 de septiembre de 2014

Buenas noches. Los maleducados 1



Los maleducados suelen ir bien vestidos, pero no toleran la desnudez de los demás.

Los maleducados dicen que el sexo está destinado a la procreación, pero luego lo practican por placer y con quien quieren.

Los maleducados son contrarios al aborto por principios religiosos, sin dar ningún argumento racional, pero luego mandan a sus hijas a abortar al extranjero.

Buenas noches.

viernes, 9 de mayo de 2014

Lo que veo cuando miro. ¿Justicia?



Esta es la idea de justicia que tiene esta derecha salvaje que nos gobierna gracias a sus votantes y a todos los que se abstuvieron de votar.

viernes, 11 de octubre de 2013

Buenas noches. Oficio de monseñores





Ayer fue el día grande de monseñor Gallardón, soberano con cetro del dicasterio de Justicia. Su perorata en el Congreso fue adornada con la aparición estelar de tres pares de impúdicas e inadmisibles tetas ilustradas, que lograron que su intento medieval de gobernar el cuerpo de las mujeres fuera conocido -y, es de suponer que criticado y lamentado- en medio mundo a través de las crónicas de televisión. Aunque monseñora Mato no vio nada de nada y ni siquiera sabía dónde estaba la tribuna de invitados, las ultrarrápidas plegarias de monseñora Bañez, junto con la pronta reacción de las fuerzas antitetas de la casa, lograron reducir con cuidado a tan provocativas y protestantes señoritas.

Hoy ha sido el turno de monseñor Wert, destrozador del dicasterio de Educación. En su inmensa, bruta y sorda soledad, ha sacado adelante una ley educativa rancia, deshumanizadora, muy eficaz para máquinas insensibles, pero absurda para seres humanos, marginadora, segregadora e ignorante de cómo es la situación educativa del país.

Mientras tanto, el papa Rajoy sigue paseando su nada por los mentideros de la Villa y triturando un país en el que, por lo que se ve, a su silenciosa y plasmática santidad le sobran los jóvenes, las mujeres, los enfermos, los ancianos, los funcionarios, los artistas y los pobres.

Gran día hoy también para el presidente Rouco y sus ministros. Han logrado que vuelva a recorrer España ese rancio e insoportable olor a sotana sucia y sudada desde hace meses, ese que inundaba los colegios y las calles de un país perdido en el olvido y rescatado transitoriamente por una corte de meapilas y mercaderes sin escrúpulos. Y esperan también el presidente Rouco y su Gobierno recibir puntualmente este año, como todos, las dádivas concordatales que les permitan seguir con el kiosko abierto, a la espera de las eternidades prometidas.

Por lo demás, la tranquilidad ahí fuera es la nota dominante, a la espera de que la televisión se ponga a tono y que el fútbol caliente las neuronas más propicias.

Tú, amigo o amiga, sobrellévalo con entereza. No te olvides de que hay personas en el mundo y que es importante quererlas y decírselo, para que la niebla no habite en su alma y para que las ganas de vivir no sean eclipsadas por estos bárbaros tan listos, pero tan poco inteligentes. Buenas noches.

sábado, 28 de septiembre de 2013

Manifestación en favor del aborto libre y gratuito.





Hoy se celebró en Madrid una manifestación en favor del aborto libre y gratuito.

Algunas de las consignas oídas en la misma han sido estas:

"Feminismo, p'alante. Machismo, p'atrás."

"Fuera el aborto del Código Penal."

"¿De qué vida hablas cuando hablas de la vida?"

"Somos guapas. Somos listas. Somos todas feministas."

"Sacad vuestros rosarios de nuestros ovarios."

"Vamos a quemar la Conferencia Episcopal, por machista y patriarcal."



















jueves, 30 de mayo de 2013

Pueden morir los dos, pero no la dejan abortar




La actitud de la Iglesia católica de El Salvador en relación con Beatriz, la chica gravemente enferma, que está embarazada de un feto con deficiencias cerebrales que morirá al poco de nacer y a la que las leyes del país, influidas por la ideología retrógrada católica, impiden abortar, dice mucho de lo que es la religión como poder fáctico. Dice mucho también de lo que la vida humana representa para la religión, tan machista, tan inhumana y tan ciega como siempre.

miércoles, 8 de agosto de 2012

El golpe de estado del PP




De la crisis económica global que padecemos, saldremos. Mejor o peor -seguramente, peor, dados los planes inexistentes de Rajoy y su entreguismo a los poderosos europeos-, pero saldremos.

De lo que nos va a costar muchísimo más trabajo salir va a ser del golpe de estado que está, poco a poco, día a día, fraguando el PP. Muchos ciudadanos están muy ocupados con los éxitos futbolísticos de quien toque, con las olimpiadas, con las belenes esteban o con lo que se les ponga delante en el camino de la huida y asisten impertérritos e inconscientes al desmantelamiento de la educación, de la sanidad, de sus sueldos, de la estructura de lo público, de la cultura, de la televisión, de las estructuras laborales, de los derechos, del aborto, de la idea de ciudadano, de la idea de persona, de la idea de Estado y de la idea de ser humano.

A este paso, cuando nos despertemos, si se da el caso, el PP seguirá allí, pero es posible que algunos de nosotros, no.

miércoles, 25 de julio de 2012

Gallardón da miedo


No suelo ver la televisión prácticamente nunca. Si quiero saber algo sobre la realidad, la televisión no sirve para nada, pues son más útiles la radio y la prensa, que deforman menos la realidad. Si la veo es casi exclusivamente para observar algún acontecimiento deportivo.

Ahora, en verano, "la tengo que ver" más, aunque procuro no hacerle mucho caso. Si no la ves, no te pierdes gran cosa, pero si le prestas atención, es posible que tengas que aguantar algún disparate o alguna bajeza de algún personaje público sin principios y sin ilustrar. Ayer le tocó el turno a Gallardón en uno de los telediarios. Con una naturalidad que asusta, equiparó a las personas discapacitadas vivas con las personas discapacitadas que están por nacer, y se quedó tan tranquilo.

Una de tres: O ignora que hoy no se puede atribuir la característica de "persona" a un feto dependiente de su madre y sin un mínimo de individualidad, o su ideología medieval y ultra le hace creerse que el feto es ya una persona, o actúa de mala fe, engañando a los ciudadanos al procurar que estos crean que sus suposiciones deformadas de la realidad son las únicas verdaderas.

Hoy, salvo los fundamentalismos y los integrismos más retrógrados, a nadie se le ocurre considerar que un feto, en las primeras semanas de gestación, sea una persona. Una cosa es que se mueva y otra que sea una persona. También las lágrimas se mueven y no son personas.

Y poco parece importarle a Gallardón lo que ocurra en el cuerpo de una mujer. Puestos a mandar y a obligar a los demás, cualquier situación es buena para meterse en ella y recortar todos los derechos que se puedan. Esta parece ser la gran afición o fijación del PP.

Asusta ver a un señor como Gallardón, que es abogado y fiscal, que ha gobernado en diversos ámbitos y que ahora es ministro, gobernar y pontificar con esa mezcla de teocracia barata, de conservadurismo ultra, de antigüedad mental y de creencia en que posee toda la verdad. Da miedo.  

miércoles, 7 de marzo de 2012

Día Internacional de la Mujer. Machismo / 16 / La nueva ley del aborto

Mañana es el Día Internacional de la Mujer. Reproduzco aquí la entrada publicada en este blog el 18/3/2009.



La polémica está servida. Las contradicciones en las que caen algunos por defender como sea sus ideas van a empezar a verse ya.

Una mujer puede casarse a los 16 años, pero no puede decirdir abortar a esa edad. Puede decidir por sí misma operarse de apendicitis, pero algunos no quieren que decida si aborta o no. Según parece, en algunos casos su cuerpo es suyo, pero en otros casos, no.

Hay algo especialmente duro de comprender. Los mismos que tiraban a matar contra la asignatura de Educación para la ciudadanía, en donde los alumnos pueden adoptar un criterio racional sobre este asunto dado que a la inmensa mayoría de ellos no se lo dan en sus familias, son los mismos que se niegan a que estas mujeres puedan abortar. ¿Qué tipo de sociedad pretenden crear? ¿Qué idea tiene estos señores y señoras de lo que es una mujer?

La noticia aparecida en el diario El País del 7 de marzo es breve y muy clara. Puedes consultarla aquí.






viernes, 3 de febrero de 2012

El ultra Gallardón quiere progresar



De nuevo hay que entender al revés lo que dice alguien del PP. Ahora, para confundir a la gente poco avisada y muy dada a tragar cualquier cosa, el nuevo ministro de Justicia, el ultraderechista Gallardón, un ser que, por sus gestos, parece que necesita el poder para vivir, ha dicho que su reforma de la ley del aborto será lo más progresista que haya hecho en su vida política. Po supuesto, aplicando el principio de interpretación de lo que digan estos aficionados a la política del partido popular, tales palabras hay que entenderlas como que será lo más retrógrado, el mayor atentado a las mujeres, lo más alejado a las políticas europeas y lo más absurdo que haya podido hacer.

El ultraderechista Gallardón, cuando le interesa, tiene un concepto vegetativo de la vida (todo lo que se mueve está vivo, como los fetos o las acelgas), no tiene en cuenta a los seres humanos ya vivos y existentes y que viven en malas condiciones y se propone legislar sobre fetos antes que sobre personas vivas que sufren, al final de sus vidas reales, sin ninguna esperanza y que no pueden terminar con su dolor porque el ultraderechista Gallardón y sus secuaces no se preocupan por este asunto.

El ultraderechista Gallardón está más pendiente de ganarse a la Iglesia Católica, un poder fáctico de nuevo cada día mayor, y al sector más cerrado y reaccionario de su partido, que de hacer la justicia que le debería pedir su cargo. Sus intereses personales de cara al futuro están por encima de todo.


viernes, 27 de agosto de 2010

Cuidado con el problema del aborto


Como la gente está de vacaciones y, cuando vuelva de la playa, seguirá de vacaciones, puede que no esté al tanto de las maniobras que se están desarrollando en el país, ocultas bajo los gritos cotidianos y por todos los motivos pensables contra Zapatero. La estrategia es cambiar en los Tribunales lo que no se consigue en las urnas. Y, también, exigir al adversario lo que uno no es capaz de hacer. Por ejemplo, dar explicaciones.

Pongo aquí dos párrafos del editorial de hoy del diario El País.


La experiencia indica que era necesaria la sustitución de la anterior regulación del aborto basada en supuestos por otra que lo despenalizara dentro de determinados plazos. A esta filosofía responde la ley aprobada en las Cámaras y que el Partido Popular tiene recurrida ante el Constitucional. De las declaraciones de algunos de sus dirigentes se deduce que su propósito no sería tanto impedir la aplicación de la nueva ley como replantear por completo la despenalización del aborto, y para ello pretenderían valerse del Tribunal Constitucional.
Si su verdadero programa consiste en prohibir la interrupción del embarazo, el Partido Popular debería decirlo expresamente y asumir los costes políticos. Lo que no puede hacer es intentar transferírselos al Tribunal, desentendiéndose, acto seguido, del destrozo institucional que provocaría. Adoptando esta estrategia, el Partido Popular no demuestra tanto su habilidad como su escasa lealtad al sistema constitucional.